Páginas vistas en total

sábado, 31 de octubre de 2015

SIN LAGRIMAS


Yo no quería dejarla, no quería que se fuera, pero ella desafortunadamente y para mi pésima fortuna, me dejo...se fue.
Con su mirada llena de llanto y sin dejar escapar ni una sola lagrima se marcho. Se llevo todo su amor que era mucho y el mejor de los amores que hasta ahora he vivido. Han pasado algunos años desde su partida y todavía conservo el olor de su larga cabellera. Su magnifica y bella sonrisa. Su carita de inocencia y picardía, y los recuerdos mas bonitos de mis días, los mejores. He querido buscarla, llamarla, saber de ella, mas no me atrevo, no tengo el valor de preguntarle por mi amor, que sin pensarlo en su adiós se lo llevo. 

...Yo no quería que se fuera, no, no quería, pero la debilidad y me falta de hombría me traicionaron. 

Modesto Ivan Zepeda Jr.

viernes, 30 de octubre de 2015

NUNCA NADIE COMO TÚ


Nunca nadie me ha querido como tú, tan libre, con tus piedras en los bolsillos pero pura como el llanto de un recién nacido. 
Nunca nadie me ha querido como tú, tan noble, tan tierna, tan bella. Nunca nadie me ha querido como tú, con todas sus canicas, con todas sus risas, desnuda de maldad y de mentiras. 
Nunca nadie me ha querido como tú, con los ojos llenos de todo, con tus labios gritando mi nombre, con tus manos repletas de amor esperándome en cualquier rincón de tu mente. 
Nunca nadie me amo como me amas tú en este momento, quieta, sublime, sincera, tan vida, tan paz, tan tu amor que es mío, 
todo mío cariño, todo mío.

Modesto Ivan Zepeda Jr.

Fotografia de Modesto Ivan Zepeda Jr.








Guadalajara

jueves, 29 de octubre de 2015

LA UNICA ESTRELA DE MI CIELO


Le mentí, la engañe, fui infiel, desleal.
No me perdono porque sabia que jamas 
iba a cambiar, que nunca seria de ella.
Desafortunadamente se equivoco, 
hasta la fecha no la he dejado de amar, 
y en mi cielo sigue siendo la única estrella.

Modesto Ivan Zepeda Jr.

miércoles, 28 de octubre de 2015

SIN CHINGADERAS NI FREGADERAS


El amor es el amor, sin chingaderas ni fregaderas. Si mandas a alguien al carajo (a la chingada) hazlo con la sabia convicción de no equivocarte o arrepentirte, las segundas partes son malas hasta en el cine. Si mandaste algo con la señora chingada déjalo así, lejos de ti, porque si lo aceptas de regreso estarás haciendole no mas al pendejo...digo no.

Modesto Ivan Zepeda Jr.

martes, 27 de octubre de 2015

DESEO DE FELICIDAD


Quiero ser feliz, anhelo serlo, necesito la felicidad. Deseo que alguien me espere en casa para comer, que me pregunte de mi día, que me haga el amor con ese olor a hogar. Ansío ese amor que lea conmigo, que tontie conmigo, que juegue y vea películas conmigo. Busco ser feliz, sonreír, libre de pasados y de pecados, de remordimientos y karmas. No quiero tener un solo agujerito en mi alma que deje escapar fracasos y desengaños, o un pecho que se descarapele y muestre el grafito de mi trágico dolor. Quiero ser feliz sin peros ni contras, ser feliz y ya, no se puede pedir más y si es contigo ni hablar, seamos felicidad.  

Modesto Ivan Zepeda Jr.

lunes, 26 de octubre de 2015

DOLOROSA DISTANCIA


Te pienso duro, fuerte, gritando, llorando en la distancia que duele y que me jode la tranquilidad. Siempre estoy lejos de las cosas lindas de la vida, de lo hermoso de este planeta. Siempre me toca perder, comprender, ceder, mis angustias morder, joder. Todo me queda lejos, maldita condena de estar así, sin nada, sin ti. De que me sirve tener alas si no tengo el cielo para volar?
De que me sirven mis aletas sino tengo un mar donde nadar?
De que me sirven mis labios sino te puedo besar?
De que me sirven mis manos sino te puedo tocar?
De que me sirve mi alma, mi corazón, si de lejos te tengo que amar?
Espero que comprendas mi sentir, mis miedos, esta soledad que me aqueja. Ya no quiero amar a solas, quiero reír de a dos, vivir a dueto, sentir, morir de tu mano. Te estoy pensando fuerte y no me escuchas, pero sé muy bien que me sientes, que mientras duermes mis manos lamen tu espalda con loca y detenida pasión. Si al despertar te sientes feliz y contenta mi amor, no olvides que es porque te estuve pensando a gritos y acariciando en sueños todo este amor que por tus piecitos yo siento. 

Modesto Ivan Zepeda Jr.

sábado, 24 de octubre de 2015

UNA MIRADITA


Uno empieza a amar sin querer, con un abrir y cerrar de ojos, con encender la luz y luego apagarla para brillar de amor en la obscuridad. El amor llega y se aloja en los riñones, en el hígado, debajo de la lengua y en alguna recámara en los labios. El amor te golpea de una manera suave y tierna. Te debilita las piernas, te hipnotiza y no conoces otro color que no sea el azul o el amarillo. Nadie escapa al amor, aunque muchos le tienen terror todos desean ese calor al amanecer, ese fuego que es mágico entre cinco y seis de la mañana. No te resistas a las flores de la vida, todo  esfuerzo será inútil y usado en tu contra. Mejor abre los brazos, cierra los ojos y besa de frente y de lengua al amor, ese amor que lleva un nombre que nadie como uno conoce. 

Modesto Ivan Zepeda Jr.

viernes, 23 de octubre de 2015

CALLEJÓN SIN SALIDA



Ya no sé que mas hacer o decir, no sé, ya no sé. La tarde se agazapa a mis pies y pide caricias, no estoy de humor, no quiero tarde sino noche, una noche obscura, la más negra, la más fría, la más sola. Lo que siento es sencillo, la solución a mi sentir esta encabronadaménte jodido. Ella es necia, juez y verdugo, le gusta nadar como pez muerto, de los testículos de otros. Me siento muy mal, muy callejón sin salida, de maldita capa caída, muy sin ella. No pasa nada que no me haya pasado, nada pasa, aunque yo quisiera que si pasara, silbando y comiendo pinole. Esto no es fácil, no es dos por dos, esto es vivir de a poco, a solas, sin cuerpo para sentir, para reír...para reñir. Tratare de dormir todo esto que me pudre, tratare de no morir en sueños, tratare de fingir que no estas lejos y que no tengo celos.

Modesto Ivan Zepeda Jr.

jueves, 22 de octubre de 2015

LO QUE FUERA...LO JURO.


Daria lo que fuera por poderte abrazar en este instante. Por poder oler el viento del campo de tus largos cabellos. Mis labios tienen sed de la sal de tu sudor, de la tierra de tus pechos, del agua de tus rojos labios. Necesito tus caricias, que me digas con una mirada que todo esta bien, que no pasa nada y que me beses tu verdad. Hoy me siento muy solo, desgarradamente solo, y me callo, y me aguanto en silencio, frunzo mi rostro por dentro. No soy tan fuerte como parezco, en este momento hasta el roce accidental de un desconocido me haría llorar y sentir. Me siento malo, me siento un ser de obscuridad y no sé por que, y quiero saberlo. Unos segundos frente a ti seria el cielo, unos segundos sin decirnos nada, viéndonos, seria la pócima maravillosa para esto que me jode dentro, muy dentro que ni yo mismo sé lo que tengo. Estiro mis brazos y no te alcanzo, estas lejos, mejor dicho yo estoy lejos y aunque estuviera cerca estaría lejos, siempre estoy lejos, expulsado de las cosas mas lindas que me han pasado. La vida no es para estar solo, uno no debe estar solo, no puede vivir así, tan nada, tan vacío, tan noche. Sabes, tengo tanta soledad dentro de mi, que ya me da miedo no estar solo y eso no es normal, toma mis manos y léelas, veras toda mi verdad, si es que todavía se puede leer. 

Modesto Ivan Zepeda Jr.

ESOS BESOS


Hay besos muy ricos, muy dulces, 
muy de universo contenido, muy agua de río. 
Hay besos que te doblegan, que te motivan, 
que te desvisten y te visten de amor y cosas infinitas. 
Hay besos que envenenan, que ilusionan, que enamoran. 
Besos llenos de saliva y de dientes, de lengua sádica y lujuriosa. Hay besos que hacen volar y soñar, que inflan el alma y el espíritu. Besos descarados y enmelados, acostados y encuerados. 
Hay besos, muchos besos, cien más y luego están los tuyos, 
tus besos que son olas de mar, rayos de sol, nebulosas que viajan a la velocidad de la luz con el fuego de tu lengua, labios y saliva. 

Modesto Ivan Zepeda Jr.

martes, 20 de octubre de 2015

CÍTRICO SABOR



Mi curiosidad pudo mas que yo, 
te veías tan irresistible, tan bella, 
tan cielo...tan mamacita. 
Uno puede resistir algo, tanto, 
pero hasta ahí, eso de morderse labios o chuparlos 
no es suficiente, menos mojarse las ganas. 
Verte bella, de noche y con lluvia, 
y con tus pies y piernas al descubierto, 
valía toda la pena, la alegría y el intento. 
Descubrir tu desnudez fue sublime, 
encontrarme en tus besos fue total, 
pero estrellarme en tu sabor 
fue la gloria en el centro del universo. 
Tu sabor fue mi seno de vida, el vino del viento, 
el elixir del mar entero. 
Saborearte fue mi perdición, mi condena de amor, 
tierra bendita y dulce de alfajor. 
Esta noche no llueve, no es dulce, pero estas tú, 
en mi mente, en mis venas, en mi alma, 
y en mis labios habita cantando tu cítrico sabor. 

Modesto Ivan Zepeda Jr.

lunes, 19 de octubre de 2015

ESA PINCHE BOCA




Quiero besarte, besarte por mucho rato, días y noches besándote. Quiero renacer y envejecer en tus labios, vivir besándolos, dormir besándolos, morir besándote. 
Quiero besarte dulce, tierno, salvaje, con la lengua y con los dientes. 
No puedo estar sin besarte, sin sentir el dulce de tus labios, la mandarina de tu boca que me besa todo. 
Tus besos son bálsamo sagrado para mi sed de ti. 
Amo tu boca, adoro tus labios, amo tu boca y lo que tu boca me besa, amo tu boca y la bendición de su aliento.
Quiero besarte bajo el agua, en la calle, en los parques, en el cine. Quiero comerme tus besos, beber tus besos, alimentarme de las vitaminas de tus besos. 
Besarte es arte, armonía, deseo, pasión, delirio. locura, entrega, calentura, hermosura, finura. 
Tu boca es mi día a día, mi vino y mi pan, mi aire, mi energía, La razón de mis alegrías. 
Quiero besarte, siempre besarte...amarte. 

Modesto Ivan Zepeda Jr.




domingo, 18 de octubre de 2015

SIN GANAS DE MUCHO




Llega el despertar, llega lleno de sol y de sueño, mucho sueño, sueño de tanto pensar. Abro las ventanas y entran los rayos del sol jalando la yuxtaposición de ciento de sonidos. Pajaritos, viento, voces, bullicio. No tengo ganas de mucho, de casi nada, no quiero nada. Esta desgana me desestabiliza, es una piedra en mi zapato, un mal de orín. Me siento lejos, muy lejos, lejos de todo, de todos y cerca de nada, obscuro, cerca y lejos de mi. Estoy y a la misma vez no estoy, no me encuentro aquí, estoy en otro lado en pensamiento e igual tampoco estoy. Amo en el destierro. Deseo en la distancia. Lloro y gritó desde lo alto de esta nostalgia tan solitaria. Ya no escucho mis pensamientos, el latir de mi corazón es mudo. Respiro desesperación, añoranzas, morriñas, intranquilidad. Un fuego solitario me quema las pocas ilusiones que me quedan y acelera el reloj de mi días. Me siento un repelente de la felicidad, de las cosas buenas, un repelente del amor. Ya quiero que pase este día, quiero dormir y olvidar soñando, si es que puedo soñar que se puede sonreír y volar. 


Modesto Iván Zepeda Jr. 

viernes, 16 de octubre de 2015

OVEJA NEGRA


El cabezon de mi hermano piensa que esta vez me ganara y esta pero si bien pendejete el animalete si cree que me jodera. Sé que luce mejor con el disfraz de Luke Skywalker que yo, pero no me importa lo jodere Jajajajaja! Es el preferido de mi papa, el amor de sus días, lo quiere tanto que le hizo esta fiesta de sus pinches seis años con la decoración de las guerras de las galaxias, yo nunca pase del pinche chavo del ocho. Me lo jodere en esta maquinita de naves, le ganare, le demostrare quien es esta oveja negra. Pobre, el tan rubio y enano, no es su culpa que lo prefieran, él es él y nada hace para que lo quieran. Tengo que ser el hermano mayor, lo dejaré ganar, yo sí lo quiero y lo quiero mucho, bien mucho. Le daré la victoria sin que lo note, de paso lo dejare dormir en mi cuarto y le regalare el halcón milenario, que al fin de cuentas es su pinche cumple de seis años.

Modesto Ivan Zepeda Jr.

LUGAR DONDE DOMINAN LOS ANCESTROS (COLIMA)







Su suelo me llama, me susurra por las noches, en los días de lluvias. Es la tierra de mis antepasados, la tierra de mis padres y por ende mi terruño, la morada sagrada que siempre me espera paciente y con una sonrisa en su cara. Son sus campos verdes, sus caminos empedrados, andados y por andar, sus calles, su gente, el cielo que lo cubre como flores a un jardín. Como mi tierra no hay dos, no existe otro color de sol como el de Colima al amanecer. Amo sus ríos y playas, la sencillez que nos pinta, que nos hace nuestros, únicos. Bellas palmeras adornan su serenidad de provincia. Sus volcanes fieles guardianes y estandartes de amistad y armonía. ¡Ay Colima que hermoso eres! Tu suelo es manto sagrado y labrado por una mano que no es de este mundo. ¡Ay Colima que hermoso eres! Soy hijo orgulloso de tu espacio y tiempo, de tu andar por la existencia, de tu maíz y tus naranjos, de tu tuba y tu tejuino. Siempre escucho tu canto desde la distancia, el mundo me podrá olvidar, pero jamás tus brazos me dejaran de esperar abiertos y deseosos de sentir el fuego de mi corazón que grita el sentir por tus días. ¡Ay Colima de mis amores! Como te quiero, me haces falta, todo me lleva a ti, todos mis pensamientos llegan hasta donde me esperas, todos mis logros son gracias a lo que me diste en mis primeros pasos de existencia. Tu abrazo de lluvia y sol es inefable, es el canto de la tierra y toda la creación que en tu cielo Colimense vuela. 

Modesto Ivan Zepeda Jr.

jueves, 15 de octubre de 2015

VAMOS A GUARDAR ESTE DIA

ACECHADO




Hay un lobo en mi puerta, me acecha, me espera, me quiere atacar, destrozar. Hay un lobo esperando en la acera afuera de mi casa, me quiere desnudar de mi seguridad y mi estabilidad emocional. 
Hay un maldito lobo afuera de mi casa, no se mueve aguarda por mi, tiene dientes largos y filosos, una mirada de muerte, de celos, de rabia. 
Hay un lobo sitiando mi casa, merodeando mis movimientos, mi tiempo, planeando su hora de ataque. 
Maldito perro del infierno que me roba la inseguridad, que me desviste de mi vanidad y mi fe en mi mismo. 
Tengo miedo, mucho miedo de no estar en tierra firme, de encontrarme con el espejo de mis cosechas. 
Ya es tiempo de que el viento sople a favor, lo quiero, lo necesito, quiero suelo firme y solido, que mi razón de ser sea verdadera y sea esa mujer que no esta cerca y que duerme en el vientre de una luna llena.
Hay un lobo esperándome afuera, no lo dejare que me muerda, no dejare que se coma mi ilusión de amar...no.


Modesto Ivan Zepeda Jr.

miércoles, 14 de octubre de 2015

FRUTO DESEADO


Por que eres tan bonita me pregunto?
Por que estas tan exquisita?
Por que tu sabor es tan rico?
Llegaste a mis días en un momento donde no necesitaba a nadie.
Llegaste, me cautivaste y me enamoraste, de una manera tierna me conquistaste, fácil y sin esforzarte. Intente resistirme, pero fue inútil el esfuerzo, uno es tonto así y se enamora de quien llega y ya. Ahora estas y estoy, somos, encantados de este encanto que encanta encantar nuestro encantamiento. Te asomaste a mis días muy chula, tus pies estaban al aire libre, y tu vestido de una pieza y corto, me mostraba tus delgadas piernas. Quise contenerme, ardua tarea, pero me moje las ganas, las chupe detrás de mis labios con mi lengua que era fuego. No se puede ser tan mamacita y no provocar sensibilidades, uno es hombre, primate, cavernícola cuando de belleza se trata y tú, belleza tienes de sobra y lo sabes. Te sueltas el cabello y yo me pierdo, me rindo ante todo ese aroma que brota de tu larga cabellera. No es tu culpa ser tan diosa, es la mía por tener tan buen gusto. Mejor apaguemos la luz...mejor no, así con la luz encendida déjame tocarte, déjame tenerte, es hora de comerme ese fruto deseado..."prohibido". 

Modesto Ivan Zepeda Jr.

MI BOCA TE ACLAMA


Mi boca te aclama, mis manos ansían tu piel y cada uno de tus lunares. Mis ojos gritan por la desnudez de tus pechos y de todo tu ser que es de diosa, de agua y vida. El vórtice de terremotos de tu sexo gozoso es mi himno de amor ante el suplicio de tus delicias. Amo tu cuerpo, amo tu cuerpo y tus nalgas, amo tu espalda y a donde su perfume me lleva. Los laberintos de tus piernas saben mi destino de elección, conocen mis euforias por tus cítricos sabores, por tus sublimes olores que vuelan en tus ganas desnudos de fragancias falsas. Te amo mujer de besos eternos, de cielos azules, de infiernos malditos. Te amo de frente y con mi amor fijo en tus ojos que me dicen todo. Mírame, bésame que mi boca te aclama. Bésame que mis manos te llaman. Bésame con ese sabor a universo de tus labios, con el rugir del fuego de los latidos de tu corazón que cantan mi nombre. Mi boca te aclama como cada mañana, como en cada una de tus sonrisas, como en este momento que posas desnuda y abierta en la repisa. 

...Mi boca te aclama y te llama. 

Modesto Ivan Zepeda Jr

martes, 13 de octubre de 2015

SIN RUMBO FIJO Y SIN PLAN




Conducíamos sin rumbo fijo y sin plan, pero con la firme idea de estar juntos, de conocernos más. Cómala fue la primera opción y hacia ese rumbo no dirigimos. Tú sintonizabas lo que sería la banda sonora de esa nublada tarde, en cada una de las estaciones de radio buscabas la canción que se adhiriera al momento y siempre encontrabas la adecuada. Yo me sentía muy feliz de estar a tú lado, dejaba mis problemas atrás para ser tuyo más que hace diez minutos. Todo alrededor en Cómala en tiempo de lluvias es hermoso, y yo no sabía que ver, si el paisaje o tu bello rostro. Paramos en una tienda y justo empezó a llover, que tarde tan bella, como mandada a hacer. Compramos cerveza y chucherías, cosas que dos que se aman buscan y quieren. Seguimos el camino rumbo al norte de Colima, por esa bella carretera que pasa por Suchitlán. Todo verde, llovía, todo era belleza, amor y armonía. De repente, queriendo o sin querer, tomaste un caminito que nos desembocó en un bello paraíso. Todo era hermoso, pero más hermoso era estar contigo, que estabas pegadita a mi por el frío. Se veían muchos pinos, árboles, y la bella ciudad de Colima con toda su gala de noche. Me atreví y te di un beso, uno de esos besos que dejan lunares y bellos momentos, besos que te llevan a la luna en cuestión de labios. De regreso a Colima, llegamos a un café que se encontraba aún costado de la carretera, un localito con luz tenue que incitaba a todo. Nos sentamos en una banquita a tomar café y té, al fondo había un mejor lugar pero estaba ocupado. Platicamos, reímos, jugamos y más y más nos  enamorábamos, como no enamorarse cuando se es joven y se tiene el alma de terciopelo. Continuamos nuestro regreso hacia Colima, llegamos por más bebida y nos fuimos a nuestro nido de amor. Estábamos nerviosos pero ganosos. La noche con vestido de lluvia era el amasijo perfecto para recorrer tu extensa suavidad de mujer. Bailamos un poco, bebimos menos y reímos mucho más. Caímos a la cama mientras sigilosamente te desvestía y me desvestías. Nos besamos con asombrosa pasión, nos esculcamos detenidamente todo el credo de nuestra unión. Te saboree todita, no deje nada a la sombra, no me quede con ganas de nada, era imposible no talar todas las ganas de tu ser. Conducíamos sin rumbo fijo y sin plan, pero al llegar la noche el amor nos hizo, nos planeo y nos fijo. 

Modesto Ivan Zepeda Jr.


lunes, 12 de octubre de 2015

RECUERDO VAGO




¿A caso es la hora de merecer el amor, el algodón dulce y eterno de un beso?  Explícame si gustas 
¿Por qué tiemblo cuando te veo? 
¿Por qué mis manos sudan cuando pasas a mi lado? 
¿Será la hora de recibir la caricia sagrada que me elevará hasta el cielo? 
¿Acaso es el instante donde un credo resurgirá del centro de la tierra para bendecirme en la dulzura suave de unos rígidos pechos con tersos pezones? 
No sé si es real este sentir que florece en mis labios, este arrecife de deseos y sueños a ojos abiertos. No recuerdo cuándo fue la última vez que ame, o que alguien me amo, que alguien me extraño y me escribió alguna carta de amor. Si para alguien fui su primer amor quiero saberlo, o la dicha y el honor de haber sido el amor de la vida de alguien díganmelo. 
¿Será la hora de haber encontrado mi mitad, mi hermana predilecta en el amor, mi alma gemela, mi cielo rojo y azul, la mano que no me dejará caer y que secara mis miedos y mi sudor? 
Quiero recostarme en tus senos, déjame esperar la muerte ahí, enredado en tu respirar e hipnotizado por tu suave palpitar. Si vas de paso no me lo digas, no quiero saberlo, no me beses tu adiós. Si vas de largo espera a que me duerma y sin hacer ruido te vas, y veras que al amanecer jurare que fue un sueño, algún recuerdo vago de una hermosa mujer. 


Modesto Ivan Zepeda Jr.

domingo, 11 de octubre de 2015

BOCA, LABIOS Y CARA






Esbelta era tu figura que a luz de luna besaba. Tu aroma contagiaba el ambiente, me hacia humedecer mis labios, desear tu sudor. En silencio me dejabas navegar en tu piel, contemplabas con morbo cuando tus pechos humectaba con el vino de mi lengua. Con gestos faciales y gemidos excitantes me guiabas por todo el terraplén de tu suavidad, me arrinconabas al meridiano de tu ser y yo rendido y complacido me dejaba dirigir por tus mandatos de mujer. El agua bendita que brotaba de tu Venus era exquisita, cítrica y exótica, me dominaba a dos manos tu olor y tu sabor. Primitivamente me aferraba a tu flor, encantado bebía de su licor, un licor fogoso, tierno y lleno de amor. Al final de la faena tus rojos besos eran mi recompensa, me besabas, me mirabas y me volvías besar con más ganas, orgullosa de tu hombre que cargaba tu esencia de mujer en su boca, labios y cara. 

Modesto Ivan Zepeda Jr.

sábado, 10 de octubre de 2015

IRIDISCENTE



Me gusta que pase el tiempo, el paso del tiempo me acerca ti, a tus momentos, a la sombra de tu venia, al recinto de tus besos. El reloj es lento para mis ganas de estar a tu lado, se arrastra, es tramposo, pero pasa, lento y salvaje pasa, ilumina el sendero que me lleva a tus manos, a tus pies bellos y suaves. La próxima vez que este a tu lado quiero que me expliques por que te quiero tanto, por que mi sangre vierte a tu cause, por que están bello esto que siento. Mi boca te busca, grita de sed por tus besos, anhela la profundidad de tus cabellos, el fuego de tu ombligo y la hoguera de tu quimera. maldito el tiempo que se toma con calma mi impaciencia, mis deseos locos de olerte otra vez, de hacerte mía de día y de noche, en pleno crepúsculo o al amanecer. Pronto estaremos juntos, pronto besaremos el azulejo del cielo y seremos el milagro iridiscente del amor...pronto.

Modesto Ivan Zepeda Jr.

jueves, 8 de octubre de 2015

DÍAS DE AUSENCIA



Pues es así, cae la tarde y estoy aquí, sigo aquí pensándote, amándote, deseándote. No puedo hacer otra cosa que no sea recordarte, recordarte sonriendo como sólo tú sabes sonreír. Son las 5:30 de la tarde, el sol ya casi se pone el sombrero de noche, y sé muy bien que cada una de las estrellas que hagan acto de presencia me recordaran tu mirada, esa mirada tan tierna y enamorada. Me siento feliz y contento, te tengo y te amo, un hombre no puede pedir algo mas que esto, una buena mujer que sepa amar, que sepa darse. Una mujer que sepa sonreír, que sepa gritar de alegría, llorar de alegría y de dicha, yo quiero eso, todo eso contigo y con nadie mas. La llama de mi amor estaba muriendo, casi se apagaba, pero llegaste y ardió como nunca, ardió como arde el llanto de un niño al nacer. Seguiré el resto de esta bella tarde amándote, buscándote en la memoria que no es tan memoria, es presencia con unos días de ausencia.

Modesto Ivan Zepeda Jr.

LA MERCED


A veces llega la noche, de repente y sin que me de cuenta me invade la nostalgia, la necesidad de tu amor, esa que nadie como yo sabe la falta que me hace. Apago las luces y en silencio, casi sin querer respirar, al sonido de los latidos de mi corazón y en la obscuridad te empiezo a recordar, a pensar en ti de una manera muy tierna y bonita, como te gusta y me gusta. Te lo digo ahora y siempre y como nunca, te amo, te amo con todos los años de mi vida que cargo acuestas. Te amo con todas mis canicas. Te amo sin miedo a sangrar, sin miedo a perder, porque contigo nunca perderé, siempre ganare. Hoy es una noche de esas que se guardan para siempre. Una noche donde la luna esta en celo y canta tu nombre. Hoy en esta noche donde tú duermes a lo lejos te recordare, desmenuzare cada beso que te di, cada caricia que te plante. Recordare cada noche que te desvestí, cada risa que me regalaste. Esta noche fresca de ti y con tu sabor en mis labios, recordare cada segundo que te ame en aquel recinto llamado La Merced.

Modesto Ivan Zepeda Jr.

A LA PUTA QUE SE LLEVO MIS POEMAS

miércoles, 7 de octubre de 2015

VOLANDO JUNTOS



Necesitame.
Amame. 
Sienteme. 
Bésame. 
Muerdeme. 
Dime que eres mía y que yo soy tuyo, 
que somos nuestros y de nadie mas. 
Coge mi mano y volemos juntos, 
pegaditos hasta donde ya no podamos más 
y ahí es donde nos amaremos sin limites. 
Mírame. 
Tocame. 
Abrázame. 
Deja que pase el tiempo, 
que el reloj haga lo que le de la gana, 
pero dame tu olor, 
obsequiame tu sabor a boca de jarro, 
a cielo con lluvia, 
a olas de mar. 
No te pido nada mas que amor, 
no es mucho pero igual no es poco, 
es de ganas y de confiar, 
como lo afirma el gran Don Cayetano Parra, 
que por esperar la mujer del sabor a fresa 
nunca volvió a amar, y yo desde que te vi desnudarte 
no te he dejado de dibujarte en mi mente noche tras noche. 


Modesto Ivan Zepeda Jr.